Cómo hacer una limpieza de luna llena

¿Quieres aprender a limpiar tu energía y renovarte por completo? ¡No te pierdas nuestro artículo sobre cómo hacer una limpieza de luna llena! Descubre todos los secretos y rituales para aprovechar al máximo esta poderosa energía lunar. Sigue leyendo y prepárate para darle un giro positivo a tu vida.

Una limpieza de luna llena es fácil de crear; todo lo que se necesita es un poco de planificación y preparación, y luego un corazón abierto y una mente abierta y la voluntad de entregarse.

Es gracioso porque cuando pensamos en la luna llena, a menudo pensamos en hombres lobo, sacrificios o vírgenes desnudas bailando en el bosque.

Pero la verdad es que la luna llena es simplemente grande, hermosa y un marcador divertido para una celebración.

Cómo hacer una limpieza de luna llena

El poder de la luna llena

La luna llena contiene una tonelada de energía en muchos niveles, y no se trata solo de niveles espirituales de brujería.

La luna llena aparece en el cielo cuando el sol está directamente enfrente y brilla directamente sobre él. En este punto, la luna está a la mitad de su órbita alrededor de la tierra y completando la fase de “crecimiento”.

Una vez que la luna llena haya alcanzado su punto máximo, se dirigirá hacia la segunda mitad de su órbita, la fase “menguante”, mientras se dirige hacia la luna nueva.

Los científicos han notado que las mareas son mucho más altas y más fuertes durante la luna llena, y que también bajan mucho más en el extremo opuesto.

Ha habido muchos informes durante miles de años de humanos en general que se vuelven más emocionales, más erráticos, menos lógicos y que luchan más con el sueño profundo durante la luna llena.

Entonces, nuestra fisiología también se ve afectada de manera extrema durante la luna llena.

Y tiene sentido si lo piensas. Somos 80% agua, y la luna es la fuerza gravitacional que comanda el agua.

Por supuesto, nos veríamos afectados por su órbita alrededor de la Tierra, el planeta del que hemos surgido literalmente.

¿Qué es una limpieza?

Cómo hacer una limpieza de luna llena

Por estas razones, y más, la luna llena es un buen momento para “limpiarse”.

Una limpieza puede ser cualquier ritual o práctica que te ayude a sentirte más limpio, más claro y más abierto a lo que sigue.

Al mismo tiempo, desea sumergirse completamente en el momento.

Acepta estar aquí, ahora mismo, presente.

Este momento es perfecto.

Una limpieza puede ser un baño, una práctica espiritual, una limpieza literal de la casa o las tres cosas.

En mi caso, me gusta aprovechar la luna llena para limpiar todo lo que pueda.

Es una vez al mes, y me prepara para empezar de nuevo.

Lo que no es una limpieza es algún tipo de dieta loca, rápida o colónica (ese es un procedimiento en el que un médico introduce un tubo en el recto y succiona el contenido del colon y los intestinos. No, gracias).

El objetivo de una limpieza no es castigarte o hacerte sentir sucio o culpable.

Es para hacerte sentir cuidado, amado y cuidado.

Piense en darle a un bebé un buen baño de lavanda, frotarlo con loción y ponerle pijamas frescas.

Quieres la versión adulta de eso.

Cómo hacer una limpieza de luna llena

Cómo hacer una limpieza de luna llena

He incluido muchos pasos para una limpieza de luna llena, y los realizo todos, una vez al mes, comenzando el día antes de la luna llena.

Tradicionalmente, la energía de la luna llena comienza el día anterior a la luna llena y se extiende hasta dos días después de la luna llena, por lo que su ritual puede ser en un solo día o en los cuatro días.

Y puede seguir todos estos pasos o elegir los que más le gusten y respondan más.

La clave es entregarse al proceso por completo, suspender la incredulidad por el ritual y rendirse.

¿Qué quiero decir con entrega?

Me refiero a suavizar, ser amable, ser fácil contigo mismo, perdonarte a ti mismo, abrirte a algo más grande que tú, una conciencia superior, un amor superior.

Cuando te entregas a este algo más grande, todo tu mundo se abre y todo es posible.

Este es el punto y el poder de una limpieza.

Primero pon tu casa en orden

Lo primero que hago, el día antes de la luna llena, es limpiar toda mi casa, de arriba a abajo.

Froto todo, limpio el polvo y la suciedad, y limpio cada rincón de cada habitación, con las ventanas bien abiertas, sin importar el calor o el frío que haga afuera.

Esta práctica me ayuda a crear el ambiente ideal para una limpieza.

Es difícil limpiarme, mental, espiritual o físicamente, si no siento que estoy en un espacio limpio.

Cuando termino, quemo incienso, enciendo velas y me doy una ducha caliente con eucalipto para despejarme los pulmones y las vías respiratorias.

Orar

Cómo hacer una limpieza de luna llena

Al final del día, con una casa limpia y con un olor fresco y un cuerpo limpio por dentro y por fuera, rezo.

Me acuesto en la cama, me acurruco en mi manta y le pido al Universo que me guíe sobre cualquier tema candente que esté ardiendo en mi cerebro.

La oración es un proceso poderoso en la espiritualidad. Nos recuerda que no estamos, nunca, solos.

Y ese algo mucho más grande siempre está ahí, listo para escuchar todos nuestros problemas.

Aunque no pienso en Dios como lo hace la mayoría de la gente, me encanta la creencia cristiana de que puedes “dárselo a Dios”.

Realmente puedes.

Meditar

Si rezar es pedir, entonces meditar es escuchar.

Después de haber dormido en mis oraciones, me despierto a la mañana siguiente, la mañana de la luna llena, y medito.

La meditación, como Dr. Joe Dispenza dice, es cómo llegas a tu subconsciente, cómo te comunicas con tu yo superior, cómo haces contacto.

Siéntate durante 20 minutos y despeja tu mente, silencia las voces en tu cabeza y quédate quieto.

Sentirás que tu cuerpo vibra un poco al hacer contacto. Puede sentirse un poco incómodo, incluso un poco fuera del cuerpo.

Así es como debería ser.

Dale suficiente tiempo, suficiente paciencia, y sentirás que te llegan las respuestas.

Esa es su intuición respondiendo a sus oraciones.

Usted no está solo.

Preparar el escenario

Ahora, para su ceremonia de limpieza de luna llena, piense en lo que ha trabajado hasta este punto, ya sea durante la primera mitad del mes, los últimos dos días o incluso más adelante.

Sea lo que sea por lo que has estado trabajando y dando tu pasión, reflexiona.

Piensa en lo lejos que has llegado.

Y con eso en mente, prepare el escenario para su limpieza.

Sería bueno si estuviera afuera, bajo la luna llena real, pero no tiene por qué ser así.

La energía de la luna llena está contigo pase lo que pase.

Si vas a hacer fuego, prepara tu pozo de fuego. Si vas a caminar descalzo afuera, prepara tu espacio, quizás haz un círculo con velas y un vaso de agua de luna.

Suelo

Cómo hacer una limpieza de luna llena

Ahora, antes de hacer cualquier otra cosa, tómese el tiempo para aterrizar.

Incluso si no vas a tener tu limpieza al aire libre, sal para ponerte a tierra.

Coloque sus pies descalzos sobre la tierra desnuda y párese o siéntese durante 20 a 30 minutos.

Puedes leer un libro, puedes escribir poesía, puedes simplemente meditar o mirar las estrellas.

Pero permite que la tierra elimine toda la tensión de tu cuerpo.

Permita que la tierra extraiga todos los iones cargados positivamente, toda la inflamación, directamente fuera de usted.

Después de 30 minutos, te notarás visiblemente relajado.

Liberar

Ahora, desde este estado relajado, libérate.

Puedes repetir un mantra como “Me estoy soltando”.

O simplemente puede visualizarse soltando varios globos.

Tus preocupaciones, tu estrés, tus ansiedades, tu pasado, tu trauma, tu drama.

No todo sucederá de la noche a la mañana, por supuesto.

Pero poco a poco, con cada luna llena, notarás que eres capaz de soltar más.

No viniste aquí para tener todo este equipaje.

Liberarlo.

Y vivir en el ahora.

Celebrar

Cómo hacer una limpieza de luna llena

Ahora.

Bailar.

No, no te preocupes. No tienes que estar desnudo.

Pero absolutamente debes bailar.

Párate allí, bajo la luna llena, y baila.

Deja que tu cuerpo te lleve donde quiera.

Sacude, tuerce, retuerce, gira o simplemente balancea tus brazos alrededor de tu cuerpo como un molino de viento.

En serio.

No vas a creer lo purificador que es simplemente pararse ahí y bailar y bailar y bailar.

tomar un baño de luna llena

Cómo hacer una limpieza de luna llena

Finalmente, una vez que lo hayas sacudido todo y te sientas completamente agotado, entra y prepárate un buen baño caliente.

Deje que el vapor llene la habitación, cierre las puertas, sirva una copa de vino o té de hierbas y déjese remojar.

Me gusta llevar una revista conmigo, algo ligero y divertido, tal vez relacionado con la moda o la casa.

Solo descansa y ten fe en que has limpiado todo lo que puedes limpiar para esta luna llena.

Recuerda que siempre, en todas las cosas, estás haciendo lo mejor que puedes con lo que tienes, y que mereces que te celebren por ello.

Y, por supuesto, recuerda que nunca, nunca estás solo.

Feliz luna llena.

¡Feliz manifestación!

Error 403 The request cannot be completed because you have exceeded your quota. : quotaExceeded






Preguntas frecuentes sobre cómo hacer una limpieza de luna llena

Preguntas frecuentes sobre cómo hacer una limpieza de luna llena

¿Qué es una limpieza de luna llena?

Una limpieza de luna llena es un ritual que se realiza durante el ciclo lunar de luna llena para purificar y renovar energéticamente nuestro entorno y nosotros mismos. Es una práctica común en diversas tradiciones espirituales y se cree que permite liberar energías negativas acumuladas y atraer nuevas energías positivas.

¿Cuál es el mejor momento para realizar una limpieza de luna llena?

La limpieza de luna llena generalmente se realiza durante la noche de luna llena, cuando la energía de la luna se encuentra en su punto máximo. Es importante que el cielo esté despejado para poder aprovechar al máximo esta influencia lunar. Puedes consultar el calendario lunar para saber cuándo será la próxima luna llena.

¿Cómo se realiza una limpieza de luna llena?

Para hacer una limpieza de luna llena, puedes seguir estos pasos:

  1. Preparación: Busca un lugar tranquilo y cómodo donde puedas llevar a cabo el ritual. Puedes encender velas, utilizar inciensos o tener objetos simbólicos que te ayuden a crear un ambiente especial.
  2. Intención: Antes de comenzar, establece tus intenciones para la limpieza. ¿Qué energías quieres liberar? ¿Qué energías quieres atraer?
  3. Meditación y purificación personal: Dedica unos minutos a meditar y relajarte. Puedes tomar un baño purificador, utilizar aceites esenciales o realizar ejercicios de respiración para limpiar tu energía personal.
  4. Limpieza de espacios: Recorre cada espacio de tu hogar con incienso, una vela o una planta como el sahumerio. Visualiza cómo estas energías negativas se disuelven y cómo las nuevas energías positivas ingresan en cada rincón.
  5. Finalización: Agradece a la luna y a las energías universales por su ayuda y protección durante el ritual. Extingue las velas o inciensos y guarda tus objetos de ritual en un lugar sagrado.

¿Puedo hacer una limpieza de luna llena si no tengo experiencia?

Sí, puedes hacer una limpieza de luna llena incluso si no tienes experiencia previa. Recuerda que lo más importante es tu intención y que sigas los pasos básicos del ritual. Si deseas profundizar en los conocimientos o técnicas, hay numerosos recursos disponibles que pueden ayudarte, como libros especializados, grupos de estudio o incluso terapeutas y guías espirituales.

¿Cuáles son los beneficios de hacer una limpieza de luna llena?

Los beneficios de hacer una limpieza de luna llena pueden incluir:

  • Liberación de energías negativas acumuladas.
  • Purificación y renovación del entorno.
  • Mayor armonía y equilibrio emocional.
  • Atracción de energías positivas.
  • Fortalecimiento de la intuición y conexión espiritual.

¿Dónde puedo encontrar más información sobre las limpiezas de luna llena?

Puedes encontrar más información sobre las limpiezas de luna llena en el siguiente enlace: Wikipedia – Limpieza de luna llena.


Deja un comentario